Monday, July 17, 2006

Medicando fútbol


Un grupo de estudiantes de medicina cambió el bisturí y las pinzas por una pelota para echarse a jugar en las pampas de Comas. Llegaban al estadio tan bien vestidos y en un ómnibus propio, prácticamente eran esperados como artistas de cine. A la salida del campo, atendían a los enfermos que rogaban por una consulta al paso.

Eran los guapos del barrio, no por valientes ni peleones, sino por simpáticos y buenos mozos. En 1963 los estudiantes de la Facultad de Medicina San Fernando, de la Universidad Mayor de San Marcos, decidieron inscribirse como un club en la Liga Deportiva de Fútbol de Comas.
Esto causó expectativa en la población comeña pues todos querían conocer a aquellos futuros médicos que vestirían camisetas y pantalones cortos. La llegada de los estudiantes sanmarquinos al estadio Daniel Hernani Tovar era espectacular: a bordo de un ómnibus de la universidad y con toda la delegación vistiendo ternos, el plantel hacía su arribo en medio de los suspiros de más de una fémina.
El primer delegado de dicha institución fue el doctor Carlos Alvarado Jaico, ex médico de la selección peruana de fútbol, a quien en las asambleas de dirigentes lo llamaban doctor Alvarado, siendo él un joven estudiante. San Fernando inspiraba respeto, no por su poderío futbolístico (el primer año quedó penúltimo con 13 puntos), sino porque era rarísimo que un grupo de futuros profesionales se animaran a participar en una liga de fútbol, y más aún en un sitio tan alejado como Comas, habiendo otros entes deportivos más céntricos y cercanos.
Al siguiente año, la fama de San Fernando creció y era notable el aumento que experimentó la presencia femenina en la tribuna. Era el sueño dorado lograr la amistad de un “doctor”, eran “partidos” tan codiciados que era normal verlas sentadas en las graderías vistiendo sus mejores galas.
Los celos de futbolistas y pobladores locales, quienes se vieron desplazados por estos extraños, no demoraron en aparecer. Según recuerda mi padre Augusto Alvarado, al comienzo los estudiantes de medicina jugaban con mucha lealtad, guiados quizá por un espíritu de confraternidad. Sin embargo, ese mismo sentimiento se fue de bruces al suelo muchas veces, cuando con el transcurrir de las fechas sus integrantes eran bajados a patada limpia. Los estudiantes acusaron los golpes y empezaron a devolver cada foul recibido, incluso, agrega mi padre, “conocedores de la anatomía humana sabían donde pegar”.
Como redacto líneas arriba, si bien la llegada de los estudiantes de San Fernando era una fiesta, la salida del estadio era una odisea. Mujeres con niños en brazos, hombres y ancianos enfermos, todos pugnaban por una consulta al paso. Nunca se negaron a servir a quienes solicitaran sus servicios profesionales. Esto mismo los hizo el equipo engreído de la liga, y en más de una ocasión, hinchas confesos de otros equipos, gritaban como suyos los goles que marcaban estos bonachones jóvenes sanmarquinos.
San Fernando campeonó en tercera división, luego en segunda, hasta llegar a primera. Pero al cabo de 7 años, desapareció del fútbol de Comas. Los estudiantes se fueron graduando y así se perdieron entre consultorios y hospitales. Otros tantos, engrosaron el equipo de la Universidad de San Marcos que participaba de la liga de San Isidro.
No hubo nunca más una delegación de futbolistas vestidos de terno con movilidad oficial propia. No hubo más suspiros y las graderías del Hernani volvieron a ser nuevamente una propiedad casi exclusiva de los varones.

4 Comments:

Anonymous Anonymous said...

Here are some links that I believe will be interested

3:32 AM  
Anonymous Anonymous said...

Your are Excellent. And so is your site! Keep up the good work. Bookmarked.
»

3:44 AM  
Anonymous Carlos Marcos Nicho said...

la foto que pones corresponde a la promoción médica UNMSM 1946 y señala al Dr. Manasés Fernández ex profesor de Medicina de la Universidad Federico Villareal de Lima

1:09 PM  
Blogger Bethuel Alvarado Malpica said...

Querido Carlos:
Al momento de acompañar el post, tomé una fotografía que busqué en google, bajo el nombre de Universidad San Marcos o Facultad de San Fernando. Qué bien que tú hayas dado más luces sobre quién o quiénes figuran en la misma.
Un abrazo

3:42 PM  

Post a Comment

<< Home

blogs juegos, viajes, tecnologia